Tras el parón internacional, el Manchester City regresó a la competición con una nueva victoria. En esta ocasión, en casa del Leicester City.

Pep Guardiola auguraba una salida complicada. Y no fue fácil, pero los suyos cumplieron ante un equipo correoso que dificultó el ataque de los sky blues. Gabriel Jesus abrió el marcador justo antes del descanso, y Kevin De Bruyne lo cerró poco tras la reanudación. 16 partidos seguidos con victoria para el City.

Lo que pasó

El City trató de imponer su juego desde el principio. Tomar el control y dominar el partido. El Leicester no dio su brazo a torcer y pese a que la posesión favorecía a los visitantes, suyas fueron las primeras llegadas a la meta rival.

En la primera, Vincent Kompany vio cartulina amarilla en el segundo minuto de juego al frenar la carrera de Jamie Vardy con una falta. El ariete inglés se disponía a encarar a Ederson pero terminó cayendo.

Poco a poco, con calma, los hombres de Pep Guardiola fueron ganando presencia en el partido, aunque los de Claude Puel sellaron su meta y Kasper Schmeichel no tuvo mucho trabajo. No hasta que en el minuto 18 David Silva lo puso a prueba. Fue con un remate con pierna izquierda tras una dejada de Leroy Sané dentro del área. El meta danés saltó para evitar el gol con los dedos.

Fue un aviso, hubo más.

Cinco minutos de su primera parada, Schmeichel vio como una combinación entre De Bruyne, Silva y Sané, terminó con centro del alemán al segundo palo al que no llegó Raheem Sterling por muy poco.


                        John Stones fue sustituido por lesión en el primer tiempo.
John Stones fue sustituido por lesión en el primer tiempo.

John Stones tuvo que abandonar el césped a la media hora de juego tras sufrir una lesión muscular en una carrera en busca del balón. Eliaquim Mangala, que solo había disputado 19 minutos de Premier League en la presente campaña, acompañó a Vincent Kompany, que volvía tras una lesión, en el eje de la zaga.

Al City le costó unos minutos volver a ser el que era, y los zorros lo aprovecharon para deshacerse de la presión visitante. Sin embargo, los de Pep volvieron. Y marcaron. Fue al borde del descanso. Raheem Sterling vio a David Silva y el espacio que se habría ante el canario. Le pasó el balón para que El Mago se lo dejase a Gabriel Jesus, que marcó a placer.

Los pupilos de Puel salieron al segundo tiempo dispuestos a cambiar la dinámica del partido. Solo habían pasado tres minutos de la reanudación cuando Ederson primero y el poste después, evitaron el empate. El City contestó con un contraataque letal. Kevin De Bruyne lo inició y lo terminó. El belga se hizo con un balón suelto en la frontal del área y lo envió a la escuadra con un zurdazo imparable.

Riyad Mahrez y Jamie Vardy siguieron peleando por encontrar el gol,  Kasper Schmeichel por evitarlo en su meta, pero el resto de locales bajaron los brazos. El City terminó imponiéndose, dominando y controlando. El segundo tiempo fue suyo y, además de no ver peligrar su ventaja, tuvo ocasiones para aumentarla.

Momento clave

El Leicester pudo igualar el partido en la primera acción de ataque del segundo tiempo. La ventaja de los visitantes era mínima y los locales estuvieron muy cerca de terminar con ella. Ederson despejó el cabezazo de Vardy y el poste repelió el chut de Maguire. Kevin De Bruyne marcó en la jugada siguiente. Del posible 1-1, al 0-2 final en cuestión de segundos.

Hombre del partido


                        Kevin.
Kevin.

Kevin De Bruyne. Otra vez. Fue el cerebro en centro del campo. Otra vez. Fue decisivo y anotó el gol que cerraba el marcador y con el que el City pudo sentirse cómodo. Ya no pasaría apuros. De Bruyne, otra vez De Bruyne.

Cómo queda todo

El Manchester City sigue sumando victorias, ya son diez seguidas en Premier League y dieciséis entre todas las competiciones. 34 puntos ya en liga para los de Pep Guardiola.

Lo que viene

Con la clasificación para la fase eliminatoria de la Liga de Campeones ya conseguida, el City afronta el penúltimo encuentro del Grupo F el próximo martes. El Feyenoord neerlandés visitará el Etihad Stadium. Luego llegarán dos enfrentamientos seguidos en la Premier League. En Huddersfield el próximo fin de semana, y en casa contra el Southampton el miércoles 29 de noviembre.