El central refleja la sensación generalizada tras el empate ante el Newcastle en el que el equipo generó para ganar.

Solo pudo el City llevarse un punto de St James’ Park después de que Kevin De Bruyne adelantara al equipo en el marcador a ocho minutos del final con un sensacional disparo desde la distancia. A dos del final, Jonjo Shelvey igualó para los locales.

“Estamos muy decepcionados”, reconoció John Stones. “Todo ha pasado muy deprisa en los últimos diez minutos. Subidón y bajón. Es complicado de llevar cuando te marcan después de haber logrado marcar tan tarde”.

“Su planteamiento del partido era claro desde el inicio. Los once atrás. Nosotros lo hemos intentado hasta que lo hemos encontrado. Los equipos saben como jugamos e intentan detenernos, nos tienen mucho respeto”.

“Nosotros sabemos el camino, a nuestra manera, entrenamos cada día para romper este tipo de planteamientos. Pienso que lo hemos hecho bien, hemos creado ocasiones suficientes. Hemos coincidido dos goles por descuidos”.

John insistió en el mismo sentido. “Hemos desconectado en momentos clave. Hemos jugado un gran fútbol y creado muchas ocasiones. Es frustrante. Si hubiéramos aprovechado las ocasiones hubiera sido otra historia”.

“Estamos decepcionados, pero tenemos que pasar página lo antes posible”.

A pesar del tropiezo, John Stones aseguró que el equipo no desistirá en su intento de pelear por la Premier League.

“No se ha acabado”, afirmó. “Lucharemos hasta el último día. Es lo que hay que hacer, como hicimos la pasada temporada. El espíritu está ahí”.

“Sabemos que tenemos que luchar hasta el final, mantener la calma, pensar en nosotros y mejorar los detalles en los que tenemos que mejorar”.