El entrenador catalán ofreció las últimas novedades del equipo antes de afrontar la cuarta ronda de la FA Cup.

El Manchester City ya eliminó al Burnley de la FA Cup la temporada. Lo hizo en el mismo escenario, el Etihad Stadium, e incluso con el mismo árbitro, Graham Scott.

4-1 fue el resultado del choque entre el posterior campeón de Carabao Cup y Premier League ante un equipo que pujaba por entrar en Europa, hito que logró aunque no pudo certificarlo en las rondas previas de la Europa League este verano.

Los de Sean Dyche llegan al recinto celeste con mayores apuros que la campaña anterior pues son solo tres los puntos que les separan del descenso. Pep Guardiola no se fía.

“Cuando decís que la FA Cup no es primordial para el Burnley, ¿significa eso que tendrán a once futbolistas jugando y no queriendo ganar?”, preguntó el viernes en la rueda de prensa previa al choque. “No lo creo”, afirmó.

“Siempre intentó alinear un equipo fuerte. Es la FA Cup, y contra un rival de la Premier League como el Burnley. Debemos poner al que creamos que sea el mejor equipo para ganar el partido”.

No serán muchas las bajas del City para el partido del sábado -solo Vincent Kompany y Claudio Bravo-. Son más los futbolistas que recién se recuperaron y que necesitan minutos para volver a ganar ritmo. Quizá este sea el motivo por el que Guardiola anunció que no contará con jugadores de la cantera como sí hizo en las rondas previas de la Carabao Cup.

“Excepto Vinny y Claudio, el resto está listo para jugar. Los jugadores están bastante bien, veremos en el entrenamiento de hoy. Haremos un poco de regeneración, ya que algunos futbolistas tienen problemas, pero creo que estarán bien”.

“No habrá jugadores de la academia, aunque tienen que estar preparados por si acaso”.

Uno de los que podría gozar de más minutos es Benjamin Mendy, que el miércoles volvió a vestirse de corto ante el Burton Albion después de caer lesionado en noviembre y estar apartado del equipo desde entonces. “Fueron los primeros 25, 30 minutos después de una lesión larga. Veremos”, explicó Guardiola.