Kyle Walker reconoce que el equipo debe analizar la situación y no bajar los brazos.

El City cayó en el derbi de Manchester 1-2 después de verse con desventaja en el marcador en la primera mitad ante un United punzante en la contra. Pese a insistir, fiel a su estilo, el equipo solo encontró un gol de Nico Otamendi a balón parado en el tramo final.

“Los defensas debemos mantenernos fuertes. Nosotros necesitamos no encajar como los delanteros necesitan marcar”, indicó Kyle Walker. “Ellos tenían un plan y les ha funcionado. Tienen jugadores rápidos que pueden hacer daño a la contra y así ha sido. El mérito es suyo”.

El City queda a 14 puntos del Liverpool en la Premier League y Walker reconoció que la situación resulta poco familiar para el equipo, pero aseguró que no dejarán de luchar.

“Durante mi primera temporada aquí casi no encajábamos y marcábamos muchos goles. Este año es diferente, los jugadores tenemos que hacer autocrítica, la culpa no es del entrenador el ha ganado muchísimos títulos”.

“Será complicado, el Liverpool está que se sale. Solo ganan y nosotros nos estamos dejando puntos. La diferencia es grande, pero lucharemos hasta el final”.