El Manchester City regresa a la Premier League tal y como terminó el campeonato la pasada campaña: intratable.

No ha habido vacaciones. Ni Mundial. No ha habido parón. O no lo parece. El Manchester City sigue en la misma línea de la pasada temporada. Supo manejar los tiempos en el Emirates Stadium. Aguantó el inicio de los locales para después golpear. Dos veces.

Primer partido de la Premier League 2018/19 para el Manchester City. Primeros tres puntos.

Lo que pasó

Todas las miradas estaban fijadas en los banquillos antes del encuentro. Unai Emery fue el encargado de inaugurar un nuevo capítulo en la historia del Arsenal, el posterior al que escribió Arsène Wenger.

Las instrucciones del entrenador vasco fueron claras: mantener el balón. Atacar con él. Defender con él. El plan funcionó durante los primeros minutos. Los futbolistas del Manchester City persiguieron a los locales por el césped del Emirates Stadium. Pero los mancunianos ganaron el control del esférico antes de llegar al décimo minuto de juego.

Riyad Mahrez y Kyle Walker protagonizaron varias arrancadas en el lateral derecho, donde llegaron a línea de fondo para dejar balones atrás que el Arsenal tuvo que achicar como pudo.


                        La primera acción de peligro, de Raheem Sterling.
La primera acción de peligro, de Raheem Sterling.

En el otro costado, Raheem Sterling on apuraba la línea lateral sino que buscaba entrar hacia el centro para sorprender. Lo intentó en la primera acción de peligro, minuto ocho, cuando recortó hasta dos veces dentro del área antes de que Petr Cech detuviese su disparo.

En el segundo intento del extremo inglés, el meta checo solo pudo seguir el esférico con la mirada. Con ambos pies sobre la línea de gol vio como el disparó de Sterling desde la frontal, donde llegó trazando una diagonal desde la banda, se colaba en su meta. Cero a uno.

La defensa local pasó de estar formada por tres hombres, a hacerlo por cuatro cuando Stephan Lichsteiner sustituyó al lesionado Ainsley Maitland-Niles. El reloj marcaba la primera media hora de juego, y el ritmo del encuentro se intensificó.

El Arsenal buscó la meta rival con más ahínco, generando más peligro, y dejando más espacios atrás a su vez. Lejos de amilanarse, el City respondió poniéndose el mono de faena. La presión de los pupilos de Guardiola dificultó la salida de juego de los locales, que pese a ello llegaron con peligro a la meta de Ederson. Cech siguió teniendo que esforzarse por evitar más goles.

Enchufado. Así salió el City tras la reanudación. Los gunners se protegieron como pudieron, y tras diez minutos disputados del segundo tiempo, Emery volvió a mover el banquillo. El vasco necesitaba tocar algo en su equipo, y el Arsenal necesitaba a Alexandre Lacazette. El francés entró y tiró. Aunque lo hizo desviado.

Esta sustitución cambió la cara al partido, que se rompió definitivamente. Pep Guardiola trató de arreglarlo dando entrada a Kevin De Bruyne en el minuto 58. Pero fue Bernardo Silva quién resolvió la situación con un zurdazo a la escuadra tras una dejada atrás de Mendy.


                        Riyad Mahrez debutó con el City en la Premier League.
Riyad Mahrez debutó con el City en la Premier League.

El centrocampista portugués, que ya marcó en su anterior visita al Emirates con el City, volvió a definir a la perfección. Qué primer toque, Bernardo.

Aunque el árbitro no pitó el final, aunque aún quedaba media hora, ahí terminó el encuentro. Los del norte de Londres trataron de meterse en el partido nuevamente, y aunque contaron con opciones de hacerlo, quien arrancaría la nueva temporada con victoria serían los vigentes campeones, el City.

Momento clave

La ventaja mínima de los visitantes parecía no ser suficiente cuando Alexandre Lacazette entró en el partido. El Arsenal demostró estar dispuesto a todo para rascar un resultado positivo, pero Bernardo Silva apareció para terminar con cualquier conato de empate.

Zurdazo en el minuto 63 tras un contraataque. El balón que Benjamin Mendy dejó atrás cuando alcanzó la línea de fondo lo envió el portugués a la escuadra. Cero a dos. Tres puntos.

Hombre del partido

Es constante, no se esconde. Bernardo Silva se ganó el cariño de compañeros y aficionados con sus actuaciones en ambas bandas. En su segunda temporada en el City ya ha disputado dos partidos por el centro.


                        Bernardo ya sabía lo que era marcar en el Emirates Stadium. Y repitió.
Bernardo ya sabía lo que era marcar en el Emirates Stadium. Y repitió.

Fue de los mejores en Wembley ante el Chelsea, y en el Emirates resultó decisivo. Distribuyó el balón y marcó cuando el equipo más lo necesitaba.

Lo que viene

El próximo fin de semana, el Etihad vivirá su primer partido de la temporada cuando el Huddersfield Town visite Manchester para disputar, frente al City, la segunda jornada de la Premier League.