Elegido Mejor Jugador Joven de la Temporada por la Asociación de Futbolistas Profesionales, el alemán ha protagonizado una temporada inolvidable.

En la habitual entrevista anual de balance de la temporada, el presidente del City , Khaldoom Al Mubarak, recuerda del debut de Leroy Sané en Old Trafford la pasada temporada. El alemán, entonces de 20 años, saltó al césped como segundo sustituto algo abrumado por el escenario. No encaraba, jugaba simple para sus compañeros para evitar la pérdida del balón, frenando sus capacidades.

Una nueva liga, un nuevo ambiente y un gran paso adelante desde el Schalke 04 dificultaron su periodo de transición. Durante seis meses no gozó de excesivo protagonismo, sin destacar en sus apariciones como le habría gustado.

Hasta que llegó la victoria 2-1 ante el Arsenal en diciembre. Leroy estrenó su cuenta goleadora y protagonizó un encuentro superbo, convirtiéndose en un quebradero de cabeza para la defensa Gunner. Desde ese momento su temporada solo fue a más.

WATCH: Guardiola 2021: Entrevista

Durante la temporada 2017/2019 Sané se ha presentado como una de las grandes promesas del fútbol europeo, anotando 14 goles en todas las competiciones y repartiendo 17 asistencias. Ha completado en 84% de sus pasos y driblado una media de 2,8 rivales por partido. Para un jugador joven, todavía en crecimiento y en pleno aprendizaje del juego, los números han incrementado notablemente.

Pero sería injusto reducir su contribución a simples estadísticas. Sané es letal. Su habilidad desata el temor en las defensas y desde su punto de partido, pegado a la cal por la izquierda, agranda al equipo, y genera espacios para que Kevin De Bruyne, David Silva o Sergio Agüero exploten al máximo sus capacidades. Leroy es crucial en el fútbol de Pep.

Técnicamente exquisito, con un gran primer toque y una asombrosa habilidad para producir momentos de magia, Sané es a menudo el catalizador del juego directo en u n City curtido a base de posesión y pases. Un cambio de registro que descoloca a los rivales, con el gol de Bernardo ante el Arsenal como gran ejemplo.

WATCH: Héroes locales

Y cada vez dispone de más recursos. Leroy no es simplemente un extremo desequilibrante. De desplaza hacia el centro para crear desconcierto y ayudar al punta. Su conocimiento e interpretación del juego también están al alza.

Bajo Pep Guardiola, su límite es el cielo. Cuando finalice el reinado Leo Messi y Cristiano Ronaldo, el Balón de Oro, el gran reconocimiento individual en el mundo del fútbol, tendrá un gran número de aspirante en emergentes futbolistas de la nueva generación. Si Sané sigue creciendo al mismo nivel que en los últimos 18 meses, será uno de los firmes candidatos.

Campeón de la Premier League y de la Carabao Cup, Leroy es el mejor joven de Inglaterra. Esta ha sido una temporada para recordar.