La última línea de la defensa: Ederson y Claudio Bravo.

Uno veterano, galardonado, ganador en dos ocasiones de la Copa América, vencedor de la Liga de Campeones, del Mundial de Clubs y de la Supercopa de Europa, entre otros títulos.

El otro joven, brasileño, emergente en la escena con un futuro prometedor.

Claudio Bravo y Ederson forman una de las mejores parejas de guardametas del panorama internacional. La portería del City está en buenas manos.