El futbolista madrileño indaga en su rol como centrocampista de contención y cómo su estilo puede beneficiar a sus compañeros.

Ya ha sido titular en los dos primeros partidos de pretemporada, por lo que los aficionados del Manchester City han podido vislumbrar qué puede ofrecer el último fichaje estival.

Particularmente seguro se mostró en el encuentro ante el Wolverhampton. Apoyó a sus compañeros ofreciéndose para recibir pases, ayudó tanto en defensa como en ataque con un uso inteligente del esférico, aunque el centrocampista aseguró que pretende ser igual de efectivo sin posesión y permitir que los atacantes a su alrededor se luzcan.

Sobre tus atributos, Rodri dijo: “Hacerme con la pelota y con un toque o dos dar un buen pase a mis compañeros. La otra cosa que creo que este equipo necesita es alguien que presione, que robe pelotas, que sepa dónde va a botar la pelota porque tenemos muchos grandes jugadores ofensivos, pero no tantos que sean defensivos”.

“Debe estar alerta, listo para robar el balón y seguir atacando”. Eso mismo hizo ante los Wolves en Shanghai.

WATCH: Rodri: “Tengo ganas de empezar”

Rui Patricio mostró buenos reflejos para evitar el gol del español, mientras en la otra portería mostró su capacidad de anticipación y su fuerza para mantener a raya al explosivo Adama Traoré, que trató de colarse en el área celeste.

Nunca estuvo muy lejos de la pareja de centrales. Rodri bajó y se unió a ellos para formar una línea de tres, un rol en el que dice estar cómodo si Pep lo necesita ahí. “He jugado como central varias veces”, explicó. “No es tan distinto del centrocampista. No es mi posición pero si el entrenador necesita que juegue ahí estará bien. Necesito adaptarme a todas las situaciones, así es que debo estar preparado para ello”.

Después de jugar contra dos equipos ingleses, Rodri ya se hace a una idea de lo que puede esperarle en su primera aventura fuera de España. El madrileño entiende que la Premier League le ofrecerá desafíos más físicos que La Liga, pero contó que tiene ganas de ajustarse y desarrollar su juego.

“Creo que el fútbol español és más táctico”, dijo. “Los jugadores están más organizados. Aquí, la Premier League es más física, se corre más. Actualmente no creo que haya una gran diferencia, pero tengo que adaptarme. Será un buen reto para mí”.