Kevin De Bruyne dice que el Manchester City no debe dejar que la presión externa le afecte en una de las carreras por la Premier League más ajustada de los últimos años.

Los celestes superaron al West Ham con una victoria vital por 1-0 en el Etihad Stadium gracias al tanto de Sergio Agüero de penalti en la segunda mitad. Los tres puntos mantienen al City a solo uno de distancia del Liverpool, líder de la competición, que venció por 5-0 al Watford.

El centrocampista belga no cree que los suyos deban preocuparse por lo que suceda en otros campos. “Tenemos que fijarnos en nosotros mismos”, dijo tras el partido del miércoles. “El calendario es muy apretado. Estamos peleando por todas las competiciones, jugando bien y ganando, y así necesitamos seguir”.

Sobre la posible presión por el título, De Bruyne añadió: “Si vienes aquí y no disfrutas de la presión lo mejor es que te vayas”.

Lamentó la determinación con la que los hammers acabaron con las numerosas ocasiones que creó el City, y destacó la actuación de Lukasz Fabianski, el meta rival. Pero lo más importante según Kevin, fue el resultado.

“La actuación fue buena. Sé que la gente espera que ganemos cada partido 5-0, pero no nos preocupa. Lo más importante es crear ocasiones. Desperdiciamos algunas, o en otras no llegó el último pase, son cosas que pasan, pero ganamos, y eso es lo que importa”.

“Jugamos un partido duro en Wembley hace dos días y medio, y esta noche volvimos a ganar. En los primeros cinco minutos podríamos habernos puesto 3-0. Defendimos bien, pero no marcamos lo suficiente”.

Es la 14º victoria en los últimos 16 partidos para el Manchester City, que tratará de seguir con esta racha en el próximo encuentro ante el Bournemouth el sábado 2 de marzo”.