El City se llevó la victoria 0-2 en el derbi de Manchester y depende de sí mismo en las tres jornadas restantes para conquistar la Premier League.

Un primer tiempo intenso y tenso dio paso a una segunda parte en la que el City se encontró a sí mismo, dominó al United y se llevó la victoria de Old Trafford con goles de Bernardo Silva y Leroy Sané. Restan tres jornadas en la Premier League.

LA CRÓNICA: Del derbi, al liderato… ¡y a soñar!