¡Cinco goles en poco más de dos minutos!